Connect with us

Morón

Indignación con empresas y administraciones por fomentar el #YoMeQuedoEnCasa al mismo tiempo que el #YoMeContagioEnElTrabajo

Publicado

on

Te multan por estar en la calle sólo, con distancias de seguridad de 100 metros, pero te obligan a ir a trabajar, en un sitio cerrado, sin protección y con cientos de personas. El sueño de la Patronal….

_Te multan por estar en la calle sólo, con distancias de seguridad de 100 metros, pero te obligan a ir a trabajar, en un sitio cerrado, sin protección y con cientos de personas. El sueño de la Patronal.

 

 

Llevamos días con cientos de miles de familias enteras obligadas a estar recluidas en casa hasta que pase esta maldita crisis del coronavirus. Al mismo tiempo, a una gran parte de los trabajadores de este país se les está obligando a ir a trabajar exponiéndolos a contraer el virus, con el riesgo de contagiar  a toda su familia en cuanto lleguen a casa.

 

Un escenario paradójico en el que la burguesía de este país y sus medios acólitos han estado dando la turra con el citado #YoMeQuedoEnCasa, al mismo tiempo que fomentan el #YoMeContagioEnElTrabajo y el #YoContagioAMiFAmiliaCuandoVuelvo, del que no dicen ni mu.

 

No hace falta irse a Madrid para ver las aglomeraciones de trabajadores en las cercanías. Aquí en Morón, cientos de trabajadores están acudiendo a sus fábricas exponiéndose al contagio. Sólo hay que ver los vídeos de las puertas de Procavi, en Marchena, donde cientos de trabajadores, muchos de Morón, se agolpaban ayer por la mañana haciendo cola para entrar a la fábrica.   

 

Y es que, antes de velar por la salud de todos y todas, el Capital, que es quién manda aún en este país (no nos engañemos), antes de que dejar de ganar pasta está dispuesto a correr el riesgo de enfermar a la parte fundamental e imprescindible de su proceso productivo:  el trabajador.

 

 

Habrá que asegurar unos servicios mínimos en las empresas de productos básicos y  vitales para la población, dígase las energéticas, transporte y alimentación, además de asegurar los servicios sanitarios, farmacéuticos, etc..,, pero, ¿cómo se come que la Policía, en base a un decreto, esté multando a personas por ir a correr o andar por la calle y no pueda hacer nada ante la aglomeración de trabajadores en las puertas de una fábrica o frente al hacinamiento de estos en el interior de las industrias?. ¿De qué va a servir el esfuerzo de quedarse en casa 15 días si el padre o la madre  vuelve a casa contagiado de su trabajo?.

 

Mientras, los medios del Capital, ponen en el objetivo de sus críticas, tildándolos de irresponsables, a aquellos que salen a hacer deporte, a andar, pasear  (que sí, que estamos de acuerdo, no deben salir), cuando los verdaderos irresponsables y el principal foco de crítica debería esta sobre aquellos gobernantes y empresarios que, aún sabiendo la gravedad de la situación y el posible colapso de nuestro sistema sanitario, han apostado por alargar lo máximo posible su actividad comercial y productiva para que todo siga girando.

 

Es el mercado amigos, diría nuestro amiguo Rodrigo Rato. 

 

 

 

 

Continuar leyendo