“Ayuda merecida al Futsal Arunci” (pero pan, poquito)

Escrito por  Redacción Morón Viernes, 26 Febrero 2021 09:00
Valora este artículo
(1 Voto)

_La Delegación de Deportes, con sus hechos,  hace suyo el refrán “Mucho te quiero, perrito; pero pan, poquito”.

 

 

Con 10 equipos en competición, desde benjamines a senior, el Club Futsal Arunci, fundada en 2013, “se ha convertido en un claro exponente del trabajo bien hecho en favor de la comunidad”, afirmación incluida en una nota de prensa publicada ayer por la Delegación de Deportes de Morón y con la que estamos en total acuerdo. 

 

En un artículo lleno de alabanzas –creemos merecidas- hacia esta entidad deportiva moronera, también hay un espacio dedicado al autobombo: “Hace ya 4 años, la Delegación Municipal de Deportes estableció un convenio de colaboración con el Futsal Arunci que les permite la adquisición de material deportivo. Este detalle tuvo muy buena acogida en el seno del club, que valora en su justa medida el espaldarazo al proyecto”.

 

Y en este punto de la nota nos vamos a parar para analizar que tipo de colaboración y “espaldarazo” está hablando Delegación. Y es que, como se dice popularmente: “Mucho te quiero, perrito; pero pan, poquito” cuando se quiere denunciar a quién, generoso en sus protestas afectuosas, escatima mezquinamente el auxilio material.

 

 

Así, hasta donde se puede saber a través del presupuesto municipal, la Delegación de Deportes, visto la subvención que le da (en especie) al club, unos 3.000 euros,  no parece tenerle excesivo afecto a este deporte, por lo menos no se lo demuestra tanto como al CB Morón (que recibe 45.000 euros más 18.000 de la Escuela de Baloncesto), la UD Morón CF (35.000 euros por un equipo senior y otro juvenil) y el Ciudad de Morón (40.000 euros más 5.000 euros en especie). Cuando la propaganda no se equipara con los hechos es difícil aguantar una mínima comparación sin caer en el ridículo.  

 

 

Es verdad que desde el club de Futsal no se ha escuchado ninguna reclamación al respecto, al menos no públicamente, por lo que parece que esta entidad cree firmemente en el trabajo voluntario y altruista. Sus entrenadores, todos titulados, no cobran nada del club e incluso en algunos casos ofrecen sus vehículos particulares para realizar los desplazamientos fuera de Morón –incluidas 2 furgonetas de gran capacidad-.

 

Por eso este club es el ejemplo de lo infladas que están algunas subvenciones en Morón y lo poco que llega para otras. Ya podría esta  Delegación,  que profesa tanto “amor” a los deportes y deportistas locales,  repartir el dinero que tiene de una forma más igualitaria entre todos las entidades y actividades deportivas.

 

 

Vamos, lo que viene siendo decir menos “te quiero” y más demostrarlo.

 

 

 

 

Modificado por última vez en Viernes, 26 Febrero 2021 09:39