El CB Morón rozó la heróica en Logroño contra el Bodegas Rioja Vega

Escrito por  Redacción Deporte Domingo, 17 Noviembre 2019 10:51
Valora este artículo
(0 votos)

Ocho jugadores contra doce. ¿Excusas? No, hombre, no. Pero cuenta. Yo creo que cuenta. Sobre todo a estos niveles. No es por desmerecer a Bodegas Rioja Vega (o a Basket Navarra la semana pasada) ni muchísimo menos, faltaría más. Pero está claro que este partido habría tenido otra cara si el capricho de las lesiones no se hubiese cebado con los pívots moronenses esta semana. Victoria clara del conjunto local, por solo 7 puntos, pero que pudo haber sido más gracias a un último cuarto en el que la falta de descanso se dejó notar. Aun así, enorme partido del CB Morón, que cerrará la primera vuelta en casa contra el Innova Chef, que ha igualado en victorias al equipo moronense en la mitad alta de la clasificación.

 

Arrancaba el partido con máxima igualdad en el marcador, y eso se mantendría durante todo este periodo (acabó con un punto de diferencia, de hecho). Ningún equipo conseguía imponer su ley, y eso dejaba grandes minutos para jugadores de los dos conjuntos. Sin los altos, era un día para que Juan Oliva diese un paso adelante y en la primera mitad tomó esa responsabilidad. Se formó una sociedad brillante entre el murciano y Guille Corrales, que juega al Amigo Invisible todo el año junto con José Antonio Marco, por lo visto. Acabando el primer cuarto, Diego Gallardo anotó uno de sus varios triples para poner el partido en 21-20 de cara al final de la primera mitad.

 

 

El segundo cuarto empezó muy bien para el Bodegas Rioja Vega, que llegó a alcanzar una grandísima ventaja. Alejandro Jorda machacaba desde el triple y el Club Baloncesto Morón achacaba el déficit de diferencia en centímetros. Además, el Clavijo se especializaba en robos que impedían las pocas segundas oportunidades que el equipo de Antonio López lograba en el rebote. Con una canasta de Manchón, el Bodegas Rioja Vega alcanzaba la máxima diferencia de +11 a falta de cuatro minutos largos de partido. Pero un triple de Josh Steel, seguido de dos canastas de Sergio Cecilia, sirvieron para remontar un parcial serio del CB Morón, que culminaría el ursaonense tras dos triplazos de Diego Gallardo para poner el 39-41 en el marcador antes del descanso.

 

 

El tercer cuarto fue para Bodegas Rioja Vega, aunque podía haber sido para cualquiera de los dos. Muy corta la producción ofensiva del conjunto local, que no aprovechaba la falta de alternativas de los visitantes, con una plantilla muy corta en rotación y centímetros. Uno de los grandes méritos, sin duda, de la fortaleza mental a la que aludía el entrenador, Antonio López, en la previa de este partido. Arrancaba bien el cuarto para los locales, con varios triples consecutivos, pero Ángel Vázquez y Sergio Cecilia se encargaban de anotar. No entraban los tiros libres de uno de los destacados de la primera parte, Juan Oliva, pero a la hora de coger los rebotes, Adam Dieball era una autoridad. A pesar de la igualdad, Bodegas Rioja Vega conseguía hacer suya su ley y se iba al final del partido con 57-51.

 

 

Pero bueno, ahí se acabó el partido. Ocho jugadores contra doce, con menos centímetros, pues dan para lo que dan. 17-5 en los primeros minutos son un resumen perfecto. No daba la sensación de que Bodegas Rioja Vega fuese mejor, sino que simplemente aprovecharon mejor las circunstancias del partido, igual que hizo Basket Navarra la semana anterior. Poco más que añadir en ese sentido. No podemos hacer basket speculation, pero da la sensación de que la cosa habría sido muy distinta con uno de los dos pívots en la cancha. Finalmente, la victoria se quedaba en el bando local. Dos más destacados de Morón, Adam y Ángel, arreglaban el average y dejaban el marcador final en 74-61.

 

Modificado por última vez en Lunes, 18 Noviembre 2019 08:03