Los retrasos en las subvenciones en Diputación ahogan a los Ayuntamientos

Escrito por  Gabiente Prensa La Roda Noticias de la Provincia Viernes, 23 Febrero 2018 08:54
Valora este artículo
(1 Voto)

Ante la denuncia de Izquierda Unida por los retrasos en las convocatorias y resoluciones de las subvenciones de Diputación, el alcalde de La Roda manifiesta que esto es más de lo mismo

 

Desde IU y desde el Grupo de Diputados se solicitó el pasado 13 de febrero una reunión de los alcaldes y alcaldesas de esta formación con el presidente de la Diputación Provincial de Sevilla, para poder tratar el tema de los retrasos en las convocatorias y resoluciones de subvenciones del ente provincial, que están provocando asfixia a los ayuntamientos.

 

La portavoz del PSOE en la Diputación, Trinidad Argota, ha dicho hoy que las subvenciones de 2018 ya se están preparando y estarán vigentes las próximas semanas.

 

Fidel Romero, alcalde de La Roda, asegura que “hasta que no lo veamos, no nos lo creemos, porque ya el año pasado hizo lo mismo, solo convocó algunas subvenciones a principio de año y la inmensa mayoría las resolvió a final de año, a pesar de estar convocadas a primeros de año, por lo que el problema persiste. Una cosa es que las convoque y otra es que el trámite administrativo nos lleve a final de año”.

 

Los problemas se producen ya que, ante el retraso exagerado en el pago de las subvenciones a los ayuntamientos, los entes locales tienen que adelantar dinero para afrontar el pago de las nóminas de monitores deportivos, culturales, puntos de información a la mujer, trabajadores sociales, dinamizadores juveniles, etc. sin tener competencia para ello, provocando que los interventores municipales emitan reparos donde se prohíben dichos pagos y para poder mantener los servicios públicos en funcionamiento tienen que ser levantados por los gobiernos municipales. Así los gobiernos municipales se encuentran en la tesitura de obedecer al interventor y rescindir contratos o levantar los reparos y seguir pagando esas nóminas y manteniendo los servicios públicos en sus pueblos.

 

Todo ello está provocando problemas en las plantillas de servicios sociales, reparos a la hora de pagar nóminas o disponer de unos servicios públicos de calidad, es decir, los fondos que utilizan los ayuntamientos para cubrir las necesidades de sus vecinos.

 

Ante esto el señor Romero opina que “los Ayuntamientos estamos sufriendo el que no lleguen a tiempo las subvenciones, cosa a la que con una moción aprobada se comprometieron que en los tres primeros meses del año estarían todas las subvenciones sacadas y que han incumplido y faltado a su palabra”.

 

El PSOE, en un alarde de chulería, cuando se presentó la moción que Romero defendió como diputado que hablaba de lealtad institucional en la que IU pedía, de manera razonable, que en los seis primeros meses del año estuviesen todas las subvenciones resueltas, la espetaron en el Pleno y modificaron la moción, cambiando que ellos proponían hacerlo en 3 meses y no en 6 como se pedía. Como vemos han faltado a su palabra y al compromiso adquirido en el Pleno. “Además, no solo los ayuntamientos servimos como bancos, adelantando y prestando dinero a la Diputación, sino que también nos cobran por la gestión de los tributos de los pueblos en el OPAEF de manera abusiva”, explicó el alcalde rodense, dado que un municipio del tamaño de La Roda en los últimos 4 años ha pagado más de 300.000 euros a dicho organismo que año tras año muestra unos beneficios insultantes.

 

Desde IU y desde los ayuntamientos se ha  pedido que se reduzca la tasa de esos servicios que se prestan ya que la finalidad de la Diputación es prestar servicios a los ayuntamientos “y no sacarle las perras”. El señor Villalobos podría jugar perfectamente el papel que todos conocemos de la famosa película ‘El Señor de los Anillos’ defendiendo su tesoro que engorda las arcas de la Diputación rebajando la de los ayuntamientos.

 

Además, tenemos que ver que los ayuntamientos han visto mermada la financiación de estos programas que llegan tarde desde 2007 al 2018 en ayuntamientos de una media de 4.000–5.000 habitantes en más de 150.000 euros. Por lo tanto, la conclusión es que una Diputación que está para mejorar y atender a los ayuntamientos, para que éstos den servicios y mejoren la atención de pequeños y medianos pueblos, se haya convertido en un ente acumulador de dinero a plazo fijo y que a la vez merma los recursos de nuestros pueblos.

Modificado por última vez en Viernes, 23 Febrero 2018 10:59